Ministerio de Cultura recuperó terreno en Zona Arqueológica de Huaca de la Luna

El Ministerio de Cultura, a través de la Dirección Desconcentrada de Cultura (DDC) de La Libertad, en coordinación con la Policía Nacional del Perú, recuperó terreno, extrajudicialmente, de invasores que ocuparon ilegalmente el sitio arqueológico Cerro Blanco y Cerro Chico, ubicado en el distrito de Moche, a 4.5 kilómetros al sureste de la ciudad de Trujillo, La Libertad.

En el lugar, arqueólogos y abogados de la DDC de La Libertad constataron que, en pleno estado de emergencia, invasores habían delimitado un terreno con un muro de adobe en forma de “L” de aproximadamente un metro de alto por 15 metros de largo, que por sus características se encontraría en proceso de instalación, con la intensión de ampliar hasta la zona colindante a la zona arqueológica.

Durante el desalojo, que contó con la participación de efectivos de la Policía Nacional del Perú de la Comisaria de Moche y La Unidad de Servicios Especiales, y con apoyo de personal obrero y un cargador frontal, se logró retirar dicho muro de adobe moderno con el que intentaban ampliar un corral, invadiendo un área aproximada de 89.63 metros de la zona arqueológica.

Según constataron especialistas del área de Defensa del Patrimonio Arqueológico de la DDC La Libertad, el área afectada se encuentra en la parte suroeste de la poligonal de la Zona Arqueológica Monumental del Complejo Arqueológico Cerro Blanco y Cerro Chico y en la Zona Arqueológica Monumental Huacas del Sol y de la Luna.

El Sitio Arqueológico Cerro Blanco y Cerro Chico tiene un área de 432.96 hectáreas y un perímetro de 9,716.844 metros lineales, integra al Monumento Arqueológico Prehispánico Huaca del Sol y La Luna.

El Monumento Arqueológico Prehispánico Huaca del Sol y La Luna es un bien inmueble integrante del Patrimonio Cultural de la Nación, se encuentra protegido por la ley y tienen la condición de intangible, inalienable e imprescriptible.

Historia

Desde el año 1991, el extinto doctor Santiago Uceda Castillo y el doctor Ricardo Morales Gamarra de la Facultad de Ciencias Sociales de la Universidad Nacional de Trujillo, investigaron ininterrumpidamente este complejo arqueológico, dilucidando y aportando que la sociedad Mochica o Moche, tuvo relaciones muy fuertes entre su elección de asentamiento y la presencia del imponente Cerro Blanco.

Para los investigadores, la Huaca del Sol era una estructura administrativa y la Huaca de la Luna era un templo de élite dedicado al culto de la fertilidad y que además, existieron enterramientos rituales. Entre estas dos huacas existió una zona urbana donde habitó la población Mochica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: