Se atrincheran en vivero del Estado y no permiten desarrollo para la comunidad de Coigobamba (Huamachuco)

  • Mineros ilegales amenazan con traerse abajo importante proyecto
  • Gerencia Regional de Agricultura con empresa privada buscan cambiar el rostro a la zona, donde se detectó socavones y hasta pozas de cianuro de mineros.

La presencia de mineros ilegales en el caserío de Coigobamba, los mismos que son causantes de las muertes de personas inocentes en los socavones, así como la contaminación del medio ambiente, representa un tremendo obstáculo para poner en marcha un ambicioso proyecto impulsado por la Gerencia de Agricultura del Gobierno Regional de La Libertad y la empresa Summa Gold Corporation S.A.C., que busca el desarrollo íntegro de estas comunidades con la generación de puestos de trabajo y la instalación de 300 mil plantones para cambiar el rostro a esta zona de Sánchez Carrión.
Y es que un grupo de mineros ilegales, encabezados por los hermanos Polo Espejo, que se cree tener poder sobre el vivero forestal del caserío de Coigobamba el cual le pertenece al Estado, se oponen férreamente a la ejecución de este convenio, a tal punto que han amenazado con no permitir la instalación de esta actividad productiva al parecer para que ellos puedan seguir con la extracción de mineral de manera ilegal en el lugar.
Frente a esta situación, el gerente regional de Agricultura, Nestor Mendoza Arroyo, adelantó que no permitirán estas actitudes prepotentes y arbitrarias que lo único que buscan es perjudicar el verdadero desarrollo en la comunidad de Coigobamba, cuyos pobladores, al ser sometidos a los trabajos en la minería ilegal, han terminado muertos asfixiados con gases tóxicos dentro de los socavones. “Ese vivero no es propiedad de ellos, es propiedad del Estado, y lo que se busca es darle utilidad para beneficio social y ecológico”, sostuvo de manera tajante el funcionario.
Por su parte, el presidente de la Comisión Extraordinaria de Energía y Minas del Consejo Regional de La Libertad, Greco Quiroz Díaz, no dudó en sostener que detrás de esta oposición están las mafias mineras que, incluso, en su momento, lo amenazaron de muerte a él por tratar de poner freno a su accionar.
“Nos hemos percatado que, justamente en este vivero, de propiedad de la Gerencia Regional de Agricultura, se busca seguir desarrollando minería ilegal. Lo que se busca con este convenio es que la inversión privada, bajo la responsabilidad social, que es una obligación de acuerdo a ley para las empresas privadas, tienen que desarrollar este tipo de actividades que benefician a la comunidad”, manifestó.
Como se sabe, este vivero de Coigobamba, que le pertenece a la Gerencia Regional de Agricultura, fue invadido por Fernando Polo Espejo, bajo el amparo del exteniente gobernador, su hermano, Wilfredo Polo Espejo, quien fue destituido del cargo.
Ambos hermanos Polo Espejo, tal como se ha dado a conocer a través de los medios de comunicación, mantienen denuncias penales por haber ocupado de manera ilegal los terrenos del Estado para el desarrollo de la minería ilegal, actividad que ha sido recientemente comprobada a través de la inspección policial, con fecha 6 de junio último, en la que se evidenció presencia de trabajadores dentro de socavones, así como dos enormes pozas de cianuro, químico altamente contaminante para la zona.
El actual representante de la Agencia Agraria de Huamachuco, Pedro Cholán, reveló que se ha detectado vínculos entre la minería ilegal y un servidor público de la institución que él dirige. Se trata de Domingo Mauricio Ramos, quien fue acusado por los propios mineros ilegales de haber llegado a un “acuerdo” para que les permitan desarrollar sus ilícitas actividades en el vivero forestal de propiedad del estado. “Cuando acudí al lugar, los mineros ilegales me dijeron, cómo era posible que pretendan establecer un convenio con la empresa privada; si ellos ya tenían un ‘acuerdo’ con el señor Domingo Mauricio Ramos.
Él se ha venido beneficiando con la minería ilegal, según me han informado. Hemos detectado a los mineros ilegales:  Polo Espejo, Wilson Quispe Sánchez, Sergio Valverde Mauricio, y Henry Coronel Valverde, y Roberto Vásquez. Eso no podemos permitirlo. Por ello, he cumplido con dar cuenta a la gerencia de Agricultura”, señaló Pedro Cholán. “Lo peor de todo esto, es que se presume que los ex directores de esta agencia agraria también han sido parte de estos actos irregulares, nunca hicieron algo al respecto. Las investigaciones determinaran el nivel de participación. Yo no puedo coludirme con la corrupción”, sentenció Cholán.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: