Pareja de esposos y su hija de 2 años, caen con su automóvil a un inmenso forado

  • Agujero se abrió en la pista cuando el vehículo transitaba por el lugar.
  • No hubo daños personales, sin embargo, las víctimas fueron conducidas a una clínica.

Fueron auxiliadas por agentes de Seguridad Ciudadana de Trujillo

Una pareja de esposos y su hija de dos años de edad, que habían caído con su automóvil en un inmenso forado que se abrió en la pista de la avenida Juan Pablo II, por las inmediaciones del óvalo Papal, han sido auxiliadas por agentes de Seguridad Ciudadana de Trujillo, con el apoyo de moradores y transeúntes que se han sumado solidariamente a esta labor, logrando rescatarlos indemnes pero muy asustados.

Los afectados, que han manifestado llamarse Edgar Orlando Bartolo Silva (34) y Marisol Mercedes Gutiérrez Siccha (31), así como su hija A. B. S. (02), luego de ser rescatados ilesos, han sido conducidos, por precaución, a una clínica particular, para su evaluación, en tanto que el vehículo aún permanece en el agujero, mientras se realizan las gestiones para sacarlo con la ayuda de una grúa.

El accidente ha sucedido poco antes de las siete de la noche de este miércoles, en la avenida Juan Pablo II, intersección con la calle Díaz de las Heras, en la jurisdicción de la urbanización Los Rosales de San Andrés, según describe un informe dirigido al gerente de Seguridad Ciudadana y Defensa Civil de la Municipalidad Provincial de Trujillo, David Figueroa Armas.

En el documento, los agentes explican que el vehículo marca Suzuki, de color gris, circulaba por el mencionado lugar, cuando de pronto el asfalto cedió sorpresivamente, tragándose a la unidad móvil, con la pareja de esposos y su hija en el interior.

Agregan que de inmediato han acudido a prestar ayuda, labor que han realizado con el apoyo de moradores de la zona y transeúntes, logrando rescatar ilesos a los tres pasajeros del automóvil, tras lo cual los han trasladado a una clínica particular para las evaluaciones correspondientes.

Los agentes indican que posteriormente han llegado a la escena efectivos policiales del Escuadrón Verde, voluntarios de los bomberos, brigadistas de Defensa Civil y personal de Sedalib, que ha precisado que el boquete gigante se ha formado por la rotura de una tubería que forma parte del colector, cuyas aguas han arrastrado la tierra, dejando debilitada la carpeta asfáltica, la misma que ha cedido por el peso del automóvil.

Hasta cerca de las diez de la noche, los agentes de Seguridad Ciudadana de Trujillo permanecían en la escena del accidente, efectuando las coordinaciones respectivas para el retiro del vehículo, manteniendo un cordón de seguridad y controlando el tráfico vehicular, entre otras labores preventivas tendientes a reducir el riesgo en esa zona.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: