Promueven el valor nutricional de alimentos nativos y regionales

FOTO UNO [540 x 480]

El Cushuro, la Quinua y el Mococho son alimentos que tiene muy poca presencia  en los mercados locales y por consiguiente en la mesa peruana. Esta debilidad en la elaboración y consumo de  productos oriundos de nuestra región fue analizada por la Universidad César Vallejo a través de la Escuela de Nutrición.

Zoila Mosquera Figueroa, Docente de la Escuela de Nutrición de la UCV, recomendó que en la dieta diaria de la población debería existir por lo menos alguno de estos alimentos regionales y nativos.

 “Muchas veces lo oriundo de nuestro país se deja de lado y su consumo es mínimo. No hay una cultura instaurada que nos permita señalar por ejemplo que vamos a preparar un ajiaco de cushuro. No existe costumbre alguna  y perdemos mucho al no consumirlo”, dijo.

Otra de las grandes omisiones que existe en la mesa peruana es la Quinua. “Conocemos que es un cereal  y  solo es aprovechado en el desayuno, sin embargo sus beneficios y preparación son múltiples, por ejemplo podemos consumirlo en guisos, entre otras grandes platos principales.

De igual manera, se refirió a la elaboración del trigo que también se puede servir en reemplazo del arroz y hasta prepararse como un rico y nutritivo postre.

“Los niños tienen que consumir Kiwicha, Cañihua y Mashua que contienen vitaminas, minerales y gran cantidad de aminoácidos  esenciales para la buena salud de la población especialmente para  fortalecer su sistema inmunológico”, comentó.

Invocó a las madres de familia a tener un poco más de atención en conocer estos alimentos que son oriundos de nuestro país, puesto que la finalidad es propiciar su consumo.

Cabe destacar que la Escuela de Nutrición de la UCV, participó activamente de las actividades conmemorativas  por el del Día Mundial  de la Alimentación, celebrado  en octubre pasado.

A través de esta actividad se alentó  a los estudiantes de la escuela de Nutrición a difundir las propiedades de los alimentos que de alguna manera no son considerados por las familias peruanas. “Tenemos la enorme responsabilidad de enseñarle a la población el sano consumo de los alimentos que les beneficiará en su desarrollo. Por ello, contamos con un campo laboral bastante extenso porque un especialista de la rama puede desempeñarse en el campo clínico, nutrición comunitaria, deportes, servicios de alimentación, marketing nutricional entre otros”, finalizó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: