Procurador Público advierte firmas falsas en denuncia contra obras en plaza de Armas

Documento mostraría dos casos más de esta práctica ilegítima

Luego que se conociera que la firma del concejal Luis Alberto Sánchez Arteaga habría sido falsificada para reforzar la queja presentada por un grupo de regidores ante la Fiscalía por la obra de intervención en la plaza de Armas, el Procurador Público, Jorge Seminario Mauricio, precisó que nuevamente aparecieron dos firmas más que habrían sido falsificadas en el mismo documento.

En ese sentido, manifestó que en el transcurso de las investigaciones se encontró que tanto la firma del regidor provincial Edward Berrocal Gamarra como la del abogado defensor de la denuncia presentada, Edgar Alexander Muñoz de la Cruz, son distintas a las firmas que figuran en su ficha Reniec.

“En un primer momento, advertimos que la rúbrica del abogado defensor difiere totalmente de la rúbrica que se encuentra en su ficha Reniec. Sin ser perito se observa que es completamente distinta.”, indicó Seminario Mauricio.

Por ello, la Procuraduría ya ha solicitado que se convoque al letrado para que explique los pormenores y por qué hay esta diferencia en cuanto a su firma. “Una hipótesis que manejamos es que existe una falsificación de su firma, la que deberá ser corroborada por el Ministerio Público. La fiscal a cargo es Delmy Díaz Fernández en la investigación 1398-2018.”, añadió.

De otro lado, el Procurador Público señaló que también sucedería lo mismo con la rúbrica del regidor Edward Berrocal, la cual tampoco coincide con su ficha Reniec, siendo la diferencia muy evidente, tratándose probablemente de una falsificación.

“También hemos solicitado que se llame a declarar al regidor para establecer si es o no su firma y señalar los pormenores de esta ‘fábrica de firmas’ que existiría, porque ya no es una, sino son tres firmas falsas en esta denuncia, las cuales estamos advirtiendo que difieren de las que usan comúnmente.”, manifestó el titular de la Procuraduría Pública.

Agregó que es necesario que se establezca quién es el fabricante de estas firmas y quien está detrás de todas estas denuncias a fin de que puedan esclarecerse todo los hechos y pueda determinarse las responsabilidades penales, pues se estaría incurriendo no sólo en el delito de falsificación de firmas sino también fraude personal, e incluso falsedad genérica.

Cabe destacar que ‘esto no provoca que el proceso de investigación sobre el mejoramiento de la plaza de Armas se caiga, sino que afecta a la propia investigación, ya que nadie va a generar credibilidad ante un testimonio de alguien que falsifica una firma.”, manifestó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: