Nueva sede para el “Raimondi”

(Antiguo local del plantel tiene 74 años y será demolido)

Manuel Rodríguez R.

PERIODISTA

 manuelbrr@hotmail.com

Uno de los planteles más tradicionales y prestigiosos de Trujillo, fundado en homenaje al notable investigador naturalista y escritor italiano, es sin duda el “Antonio Raimondi”, que funciona hasta ahora frente al Paseo  Las Letras.

Quién de los trujillanos, en  los últimos 75 años, no ha estudiado su primaria en el “Antonio Raimondi”, de donde han egresado miles de estudiantes, muchos de los cuales deben ser hoy brillantes profesionales, tan igual como quienes han estudiado en el Centro Viejo o “Pedro M. Ureña”, que funcionó por muchos años en la Plaza de Armas.

El “Raimondi” empezó a funcionar como escuela primaria en los ambientes del Club Libertad. Tenía el nombre de Escuela de Aplicación de la Universidad Nacional de Trujillo (UNT). Su sede actual fue inaugurada el 24 de octubre de 1953, en la primera cuadra del jirón Gamarra.

Fue designado centro piloto del Programa Huascarán (InfoEscuela) y el año 2000 obtuvo el título de campeón nacional de los Juegos Escolares en la disciplina de fútbol y logró llegar a la etapa nacional en mini básquet, entre otros muchos galardones logrados a nivel local y regional que han enriquecido su historia y prestigio.

Desde hace muchos años, los responsables de dirigir el plantel han pedido el mejoramiento de su infraestructura física, para que tenga mejores condiciones, funcionabilidad y seguridad,  que redunde en una mejor calidad de la enseñanza de los niños del plantel. El resultado: promesas incumplidas.

Luego de asumir la presidencia regional de La Libertad, César Acuña, que sabe que sin una mejor educación no hay desarrollo, ofreció remodelar y modernizar la sede de la I.E. “Antonio Raimondi”. La gestión regional, que continua con acierto el gobernador Luis Valdez, con mucho ímpetu, hará realidad el sueño de la familia “raimondina”.

Después de 74 años este antiguo y emblemático plantel y en un plazo menor a un año contará con una nuevo y moderno local, para albergar a 1,500 alumnos, que tendrán sin duda ambientes más cómodos y seguros. La obra demandará una inversión de 7 millones 871 mil 981 nuevos soles.

El proyecto incluye la demolición de su antigua e inadecuada infraestructura, elaboración del expediente técnico, la construcción del nuevo local, su equipamiento y la capacitación del personal docente.

Este local educativo nunca fue mejorado. En adelante el “Raimondi” se convertirá en el mejor de Trujillo, no solo por su infraestructura sino por el nuevo equipamiento y todo lo que se requiere para que el proceso de enseñanza-a´rendizaje sea de primer nivel.

 La educación es primero.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: