Máxima Acuña: Defiendo la tierra y el agua porque son vida

San Francisco, abr. 18. La campesina peruana Máxima Acuña señaló hoy que continuará luchando por la defensa del medio ambiente y dijo no tener temor al «poder de las empresas».

«Yo defiendo la tierra, el agua porque es vida. No tengo miedo al poder de las empresas. Seguiré luchando», afirmó durante la ceremonia en la que recibió el premio internacional Goldman, en reconocimiento a su activismo en favor del medio ambiente.
La destacada campesina de Cajamarca en el año 2011 se enfrentó a la empresa Newmont Mining Corporatión, al oponerse a dejar su propiedad para que la empresa pueda continuar con el proyecto minero Conga.
El motivo del desalojo era que su vivienda y cultivos estaban próximos a la laguna Azul, uno de las recursos hídricos que la minera quería utilizar, sin embargo, Acuña demostró que compró el terreno en 1994.
Durante su presentación en la ceremonia realizada en San Francisco, Estados Unidos,  Acuña Talaya, cantó en forma emotiva y compartió su testimonio sobre el  momento en que quisieron desalojarla de su vivienda.
 
«Porque defiendo mi lagos, quisieron tomar mi vida (…) Fui atacada por la Policía y el equipo de seguridad de la empresa; pero nunca me arrodillaré ante Yanacocha. Nuestros lagos son la fuente de agua para nuestras comunidades», remarcó. 
La connacional obtuvo el reconocimiento considerado como el «Nobel verde», en representación de Centroamérica y Sudamérica.
El premio Goldman honra a las personas comunes que defienden el medioambiente a nivel mundial, y reconoce a los individuos por sus esfuerzos «sostenidos y significativos para protegerlo a menudo con gran riesgo.
Acuña hará una gira junto con los otros cinco premiados durante 10 días en San Francisco y Washington,ciudades en las que participará en conferencias y reuniones con líderes políticos y ambientales.
El referido premio no solo fortalece la voz de protesta de los defensores del medioambiente sino que les provee también un reconocimiento internacional, una visibilidad mundial para sus luchas y un apoyo financiero de US$ 175 000 y una escultura de bronce.
Otro de los galardonados esta noche fueron Edward Loure (Tanzania) por la titulación de comunidades; Leng Ouch (Camboya) por documentar la tala ilegal, y la abogada Zuzana Caputova (Eslovaquia) por lograr cerrar un depósito de residuos tóxicos en su comunidad.
Asimismo, figuran Luis Jorge Rivera Herrera (Puerto Rico) por ayudar a establecer una reserva natural; y Destiny Watford (Estados Unidos) por evitar la construcción del incinerador más grande de su país a poco más de un kilómetro de su escuela en Baltimore.
Fuente: Andina

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: